OSTEOPATÍA

 

La osteopatía nace, en Estados Unidos, a finales del siglo XIX. Su creador, el Dr. A.Taylor Still consideraba que todas las partes del cuerpo estaban vinculadas entre sí a través de las fascias musculares y del tejido conectivo. Una alteración anatómica o funcional de un músculo, una articulación o un órgano repercutía en el correcto funcionamiento del resto del organismo. Si la parte lesionada recuperaba la normalidad todo volvía a funcionar correctamente. El ejemplo más simple, puede ser, considerar a todo el organismo como un conjunto de poleas perfectamente equilibradas entre sí, si una se desequilibra, todo el conjunto se altera. Si la polea vuelve a equilibrarse todas se reequilibran y se restablece la normalidad.

Still consideraba que la parte estructuralmente más importante era el sistema músculo-esquelético, especialmente la columna vertebral, ya que protege la médula espinal, de la parten todos los nervios del cuerpo, exceptuando los pares craneales

Los conocimientos de anatomía y biomecánica de un osteópata tienen que ser muy amplios ya que, sólo con manipulaciones manuales, consigue que huesos, articulaciones, músculos, nervios, órganos…, recuperen, en lo posible, su estructura y posición anatómica normales.

La osteopatía contribuye a mejorar números síntomas: vértigos, cefaleas, insomnio pero, dónde parece más útil, es en la lesiones ligamentosas y musculares y en los dolores osteo-articulares de cualquier etiología. Por esta razón, los servicios de los osteópatas cada vez están siendo más demandados.

Nuestro osteópata está especializado en:

  • Osteopatía craneosacral
  • Osteopatía musculo-esquelética
  • Osteopatía visceral
  • Osteopatía de suelo pélvico
  • Osteopatía infantil.